-1%

Poco F4 GT 256GB

2,580.00S/. 2,600.00S/.

POCO F4 GT, análisis: el misil de POCO para disparar a la gama más alta

POCO quiere ir a por todas este 2022, y el POCO F4 GT es su principal declaración de intenciones. Se trata del primer móvil ‘gaming’ de la compañía, la versión internacional del Xiaomi Redmi K50 Gaming Edition. Olvida así parte de la esencia de los anteriores POCO de la serie F, que apostaban por precios bajos y especificaciones que rozaban la primera línea.

La apuesta con este modelo es la de competir de tú a tú con los grandes del segmento, como Nubia con sus RedMagic 7, Lenovo con su Legion Phone Duel 2 o la familia BlackShark 5. El POCO F4 GT es un móvil nicho, pero puede cobrar bastante sentido si queremos el mejor hardware por menos de 600 euros. Analizamos en profundidad lo último de POCO, un móvil que sigue compitiendo entre los mejores en calidad-precio, aunque alejándose de las bajas cifras.

Ficha técnica del POCO F4 GT

POCO F4 GT
DIMENSIONES Y PESO 162,5 x 76,7 x 8,5 mm
210 g
PANTALLA 6,67″ AMOLED
120 Hz, Muestreo táctil 480 Hz
FHD+ (2400 x 1080 píxeles)
10bit, DCI-P3, HDR10, tecnología MEMC y DisplayMate A+
Recubierta con Corning Gorilla Glass Victus
PROCESADOR Qualcomm Snapdragon 8 Gen 1
Adreno 730
MEMORIAS 8 / 12 GB LPDDR5 (6400Mbps)
128 / 256 GB UFS 3.1
CÁMARA TRASERA 64 MP, Sony IMX686, OIS, 1/1.73 pulgadas
Ultra gran angular 8MP, 120° FOV
Macro 2 MP
CÁMARA FRONTAL 20 MP Sony IMX596
SOFTWARE Android 12 + MIUI 13
CONECTIVIDAD 5G
WiFi 6+
Bluetooth 5.2
GPS
NFC
USB tipo C
BATERÍA 4700 mAh
Carga rápida 120 W
OTROS Altavoces estéreo firmados por JBL
Certificación Dolby Atmos
Gatillos retráctiles especiales para gaming
Motor de vibración Cyber Engine de 560 mm3
Refrigeración líquida dual VC de 4860 mm2
Lector de huellas en el botón lateral

Diseño: muchas líneas, LEDs y “cosas de gamers”

Img 0038

No ha nacido aún un móvil para gamers sin un diseño estridente. Pese a esto, contextualizando con sus principales rivales, el POCO F4 GT es relativamente discreto (salvo detalles curiosos como los LEDs de su módulo de cámara). Su parte trasera está acabada en cristal, con biseles de aluminio. Se sube así al carro de los materiales premium, siendo el primer POCO con este trato en su diseño.

El módulo de cámara no es demasiado grande, y tiene como peculiaridad que hace las funciones de LED de notificaciones. Si tenemos el móvil en una mesa boca abajo, resulta bastante práctico. Respecto al flash con forma de rayo, cada quien que saque sus conclusiones (a mí me recuerda más a Harry Potter que a algo “gaming”).

El principal punto negativo de la parte trasera es que atrapa las huellas con una facilidad pasmosa. Basta con posar el dedo en el cristal para que la huella quede impresa al momento. Esto, en un móvil que vamos a usar bastante sin funda, resulta algo molesto. Salvando este aspecto, el resto de elementos del diseño son sobresalientes.

Img 0055

En un móvil gaming la botonera cobra especial sentido. Los botones protagonistas son los dos gatillos magnéticos con los que cuenta este dispositivo. Se activan mediante una pestaña manual, la pulsación es muy agradable y POCO promete que podemos darles un uso de más de un millón de pulsaciones. Son silenciosos, robustos y de una calidad sobrada.

Img 0033
Img 0032

Cuando los gatillos están ocultos, quedan resguardados dentro del terminal, cuando los activamos, sobresalen como un botón cualquiera. No resulta molesto dejarlos siempre fuera, algo que cobra sentido teniendo en cuenta que, como más adelante te explicaremos, podemos configurar los gatillos como botones adicionales del teléfono (para abrir la cámara, linterna, etc.).

Img 0044
Img 0045

Destacable asimismo el trabajo con el resto de botones y el buen trabajo que se ha hecho al integrarlos en el cuerpo. El botón de encendido es al mismo tiempo lector de huellas, y el botón de volumen, de una sola pieza, tiene un tamaño y posición prácticamente perfectos. No es sencillo encontrar botoneras sobresalientes ni siquiera en gama alta, y POCO ha dado una lección de cómo integrar múltiples elementos con sentido y mimo.

Auriculares Poco

La guinda viene con la posición de los altavoces: están diseñados para que sea imposible taparlos cuando jugamos con el móvil en horizontal. Al estar ubicados en la parte superior derecha de los marcos superior e inferior, la zona de la palma de la mano que sujeta el teléfono no tapa nada.

Img 0048
Img 0049

Por la parte delantera estamos ante un móvil que se aleja del 90% de aprovechamiento frontal, con unos marcos ligeramente por encima de lo que POCO podría haber conseguido. No es un punto demasiado desfavorable y, aunque da la sensación de ser algo tosco, el frontal no queda mal resuelto.

Respecto al ejercicio de compactación, es un móvil grande, pero no en exceso. Es más pequeño y ligero que un Samsung Galaxy S22 Ultra, y sus medidas y peso son prácticamente idénticas a la de móviles ‘estándar’, como el Motorola Edge 30 Pro. Las estridencias y botones extra del diseño no acaban penalizando las dimensiones finales, una buena noticia.

En resumidas cuentas, POCO por fin tiene un móvil con acabado premium, aunque esta edición tenga un diseño de corte gaming. El salto en materiales le ha sentado bien, no es exageradamente grande, y es bastante ergonómico para disfrutar de largas jornadas de juego sin que se nos cansen las manos.

Pantalla: echamos en falta algo más de ambición

Img 0047

El panel del POCO F4 GT es de 6,67 pulgadas, con tecnología AMOLED y tasa de refresco de 120Hz. Pese a ser datos similares a los del año pasado, el salto en calidad frente al panel del POCO F3 se nota. Ya no tenemos efecto arcoiris cuando lo inclinamos, el brillo en valores medios es bastante más alto (en pico no máximo no hemos notado diferencia) y, en general, se nota que es un panel con más vida que el visto el año pasado.

Pantalla Poco F4 Gt

Es compatible con HDR10+, está recubierto por Gorilla Glass Victus y tiene una profundidad de color de 10 bits. Pese a estos datos técnicos tan favorables, en colorimetría sobresatura bastante. Incluso en el modo de color natural los colores son algo más vivos de lo que nos gustaría. El movimiento puede tener sentido para realzar el color de los juegos, pero tenemos que dedicar unos minutos a calibrar el panel de forma manual si queremos que sea fiel a la realidad.

Img 0059

Por suerte, MIUI nos da múltiples opciones para personalizar y calibrar el panel. Dentro de los ajustes avanzados podemos realizar una calibración en DCI-P3 o sRGB, ajustando los tonos, saturación, contraste y demás valores del panel. Cuenta también con interesantes funciones automáticas, como los colores adaptativos (se ajusta el color a la luz ambiental) o el modo lectura, que reduce la cantidad de luz azul que emite la pantalla.

El POCO F4 GT se mueve a 60 o 120 Hz, no hay refresco adaptativo de ningún tipo al no ser un panel de tipo LTPO

Lo que más echamos en falta en esta pantalla es la tasa de refresco adaptativa, una carencia difícil de justificar en un terminal de este precio. El panel funciona constantemente a 120Hz, sin valores intermedios cuando dejamos de tocar la pantalla. Esto, como más adelante veremos, perjudicará a la vida de la batería.

El sistema cuenta una opción para ajustar entre 60 y 120Hz, sin valores intermedios, según estime. En nuestras pruebas se ha mantenido a 120Hz incluso con el panel mostrando contenido estático.

Rendimiento: este Qualcomm es una bestia indomable

Img 0068

2022 está poniendo a los fabricantes en una pequeña encrucijada. Todos quieren montar el mejor SoC de Qualcomm, pero este SoC da problemas. El POCO F4 GT tiene la configuración esperada en todo flagshipQualcomm Snapdragon 8 Gen 1, acompañado en el caso de nuestra unidad de 12 GB de RAM LPDDR5X y memoria interna UFS 3.1.

Siendo un móvil gaming, esperábamos que mantuviese mejor a raya a la bestia de Qualcomm. Este POCO tiene una cámara de vapor dividida en dos partes: una extrae calor del panel y procesador, y la otra se encarga de refrigerar en carga rápida. Se han empleado materiales como el grafeno en alguna de sus capas, y la placa de cobre sustituye a la clásica pasta térmica.
La cámara de vapor ayuda a que el dispositivo no se caliente en exceso en largas jornadas de juego, pero el rendimiento sostenido vuelve a ser un problema

La buena noticia es que, efectivamente, el POCO F4 GT es capaz de mantener estable su temperatura. En cuanto empezamos a jugar se calienta (alcanzando aproximadamente 43/44 grados centígrados), pero ahí se queda aunque le demos uso intenso durante horas.

‘Genshin Impact’ en modo de 60 FPS. No es capaz de sostener más allá de 30 FPS.

La noticia no tan buena es que encontramos de nuevo los problemas de rendimiento que vimos en el Xiaomi 12 y 12 Pro. Por ejemplo, en ‘Genshin Impact’, no ha sido capaz de sostener más de 30 FPS en el modo de 60 FPS. Dispositivos como el OnePlus 10 Pro sobrepasaban sin problema los 40 FPS.

En juegos ligeros, como Free Fire, el rendimiento es impecable.

POCO hizo hincapié en lo bien que sostenía los FPS en propuestas como ‘Free Fire’, así que hemos replicado sus pruebas. Aquí la cosa cambia, siendo capaz de mantener 90 FPS estables. La pequeña “trampa” aquí es que este tipo de juegos los puede sostener cualquier gama media, siendo la clave de la gama alta mantener el rendimiento en juegos pesados (‘Free Fire’ apenas pesa 2 GB, ‘Genshin Impact’, 16 GB).

Throttiling

POCO F4 GT vs POCO F3. Test de throttling.

De hecho, por curiosidad, hemos comparado el rendimiento del POCO F4 GT con el del POCO F3 en un test de throttling. El Snapdragon 8 Gen 1 tiene tal caída que llega a quedar incluso por debajo del 870. Esto se aprecia muy bien en el test de estrés de 3DMark: cuando el Snapdragon 8 Gen 1 cae, se queda en números de 870

Más allá de los números, ya que se ha de profundizar en ellos cuando un móvil nace por y para jugar, la experiencia con el dispositivo es excelente. El POCO F4 GT es fluido, no tiene rastro de lag y, a pesar del throttlinges un móvil rápido y ágil. Al ser un móvil gaming la exigencia es alta al hablar de FPS en juegos, pero salvando ‘Genshin Impact’ no hay mayor problema.

Indicar por último que este Xiaomi tampoco tiene sensor de proximidad, por lo que tendremos ciertos problemas con llamadas y reproducción de audios. Menos acusados que en el Xiaomi 12, según mi experiencia, pero presentes.

Biometría

A nivel biométrico, el POCO F4 GT cuenta con lector de huellas lateral y reconocimiento facial. El lector de huellas es sencillamente impecable, funcionando de forma instantánea y sin apenas margen de error. Es una posición perfecta para diestros, ya que su posición es justo en la que recae el pulgar al agarrar el dispositivo.

El reconocimiento facial también es rápido y preciso, aunque no demasiado seguro al estar basado en reconocimiento 2D mediante la cámara de fotos. Sea como fuere, es un gran complemento para el lector de huellas.

Software: el MIUI 13 de siempre con algunas vitaminas

Poco

MIUI 13 for POCO, una noche loca entre iOS 15 y Android 12.

El POCO F4 GT llega con MIUI 13 basado en Android 12 y con el launcher de POCO. La ROM es más que conocida si has seguido los últimos lanzamientos de Xiaomi, y apenas se diferencia de lo que vemos en el resto de sus hermanos. La mejor noticia del launcher de POCO es que la interfaz del escritorio es muy limpia, alejada de lo asiático y respetando buena parte de los iconos de Google.

El resto de la interfaz es idéntica a la del resto de móviles de Xiaomi, con bastantes aires a iOS, pero muy rica en personalización. Hemos tenido los clásicos bugs en la ROM, con algunas apps que se han quedado congeladas, superposiciones extrañas del UI al cambiar de modo claro a oscuro y algunos detalles que, si bien han sido muy puntuales, molestan.

Game Turbo

Game Turbo cobra especial sentido en este Xiaomi, ya que está pensado por y para jugar. Es importante dedicarle un rato, ya que buena parte de la experiencia de juego dependerá de cómo lo configuremos. Recomendamos desactivar la “optimización de rendimiento” (para que el móvil rinda al máximo), así como configurar las distintas áreas táctiles y rango dinámico de cada juego, de forma individual.

En juegos como PUBG, el extra de HDR que nos brinda el móvil mediante software viene genial para detectar enemigos. Desde Game Turbo también podemos configurar la posición de los gatillos. Podemos usarlos en todos los juegos, una auténtica delicia para agilizar pulsaciones y obtener ventaja competitiva en juegos.

Led

Por otro lado, podemos configurar detalles curiosos como el LED de la cámara. Este actúa como LED de notificaciones, y podemos configurarlo del color que queramos (espectro RGB completo), algo bastante útil si tenemos el móvil boca abajo y en silencio. Otra función destacable es la de usar los gatillos como botones extra, para invocar la cámara, linterna, poner el modo en silencio, o grabar la pantalla, entre otros.

Hay poca pre-carga de apps, aunque vienen instaladas TikTok, Facebook, Goboo, Agoda, Amazon y Spotify. Podemos borrar todas estas apps, para dejar el móvil bastante limpio. Curiosamente, también viene preinstalado Genshin Impact, sin datos de instalación (tan solo el APK) para no ocupar demasiado espacio.

Sonido: una brutal banda sonora

Img 0034

Espectacular. No se me ocurren muchas más palabras para definir el sonido de este POCO F4 GT. La configuración es de dos woofer y dos tweeter (uno y uno en las partes superior e inferior del dispositivo) para lograr equilibrio entre graves y agudos. El volumen máximo es notablemente alto, y la calidad general es una de las mejores que hemos probado hasta la fecha. Es un audio superior al de muchos móviles que le doblan en precio, uno de los puntos más fuertes de este F4 GT.

El sonido es un punto clave en este POCO, y se ha pensado cada detalle en el mismo, desde la distribución de los altavoces hasta la tecnología empleada en su hardware

Como indicamos en el apartado del diseño, es casi imposible tapar los altavoces, al estar ubicados justo en el espacio entre los dedos y los gatillos. Contar con jack de auriculares en un móvil así hubiera sido un punto muy a favor, pero nos damos por satisfechos con la salida de audio.

Es también compatible con Dolby Atmos, y podemos ecualizarlo al gusto. En nuestro caso lo hemos dejado tal y como venía, pero podemos reforzar las frecuencias que queramos de forma manual para afinar el sonido y dejarlo a nuestra preferencia.

Autonomía: no te alejes del cargador

Bateria Poco

4.700mAh con carga rápida de 120W. El lado positivo es que se carga en tan solo 17 minutos, el lado no tan positivo es que es fácil acabarse la batería en cuatro horas si le damos caña con juegos. En un uso “normal” (sin jugar durante horas y horas), los resultados son buenos, con hasta seis horas de pantalla de forma bastante consistente.

El punto es que este es un móvil hecho para jugar, y el no contar con un panel ni un procesador demasiado eficientes le pasa factura. Destacar que POCO ha tenido en cuenta que vamos a necesitar cargarlo mientras jugamos, por lo que ha dotado a este F4 GT del cable que merecía todo dispositivo Android: un cable tipo C “lateral”.

Img 1959

Cuando conectamos un cable C al uso en un teléfono, si lo sujetamos en horizontal, nos lo clavaremos. El cable de POCO está pensado para usar el móvil en esta posición, por lo que no molesta en absoluto. Según POCO, la batería de doble celda tiene suficientes mecanismos de protección para que podamos jugar a pleno rendimiento mientras cargamos, reduciéndose la velocidad de carga y completando el ciclo del 1 al 100% en 30 minutos, en caso de que usemos el teléfono de forma intensa mientras cargamos.

Cámaras: quiero jugar, pero también quiero buenas fotos

Img 0079

El POCO F4 GT es un móvil gaming, y parece haber algún tipo de ley no escrita en la que este tipo de teléfonos no aspiran a competir con lo mejor del mercado en el apartado fotográfico. La apuesta en hardware no es demasiado ambiciosa: repite el mismo sensor del POCO F2 Pro, tiene un ultra gran angular de tan solo 8 megapíxeles y un sensor macro de 2 megapíxeles. Configuración típica en un móvil de gama media, y no en uno que cuesta casi 600 euros.

Camara Xiaomi

La aplicación de cámara es la misma que en el resto de terminales de Xiaomi. Es una app simple, pero funcional. En el carrusel inferior encontramos todos los modos necesarios y, en caso de no encontrar el que queramos, podemos arrastrarlo desde la pestaña de “más”.

El modo nocturno puede activarse de forma manual o automática a elección del usuario, podemos disparar en formato HEIF, tenemos un modo manual con disparo en RAW y, en general, es bastante rápida disparando. El mayor problema que hemos notado es que el HDR automático a veces no funciona, como más adelante comentaremos.

Categoría:

SHOPPING CART

close
Abrir chat
1
Hola! En que Podemos Ayudarte! Haz tus consultas Ahora !