Cómo elegir el smartphone perfecto para ti ¡Te Ayudamos a elegir! Leave a comment

El problema de que haya tantísimos teléfonos en el mercado es, precisamente, que somos incapaces de decidirnos por uno. Muchas veces no sabemos elegir cuál es el teléfono más indicado para nosotros, lo que nos lleva a gastarnos o bien mucho dinero en algo que no necesitamos; o bien poco dinero en algo que se nos queda corto. Si eres de esos indecisos, en este artículo vamos a intentar arrojar algo de luz sobre el tema, de cara a ayudarte a que sepas elegir el mejor teléfono para ti.

Te mostraremos lo que tienes que tener en cuenta a la hora de elegir tu nuevo smartphone, y así te darás cuenta de que a lo mejor no necesitas lo último de lo último en procesadores o pantallas. Puedes pensar que sí, porque la industria te incita a pensarlo, pero no. En muchas ocasiones podemos ahorrarnos un buen dineral si sabemos qué necesitamos. Dicho esto, comenzamos.

Memoria RAM y procesador: ¿necesitas 10 núcleos?

El procesador es el encargado de procesar, valga la redundancia, todas las operaciones que tu teléfono lleva a cabo cada segundo. Un procesador más potente te permitirá ejecutar las acciones más pesadas más rápido, y de hecho, los GHz reflejan eso. Grosso modo, a mayor velocidad de procesador, más operaciones se pueden hacer a la vez. Pero a lo mejor tú no necesitas el último procesador de Qualcomm, y te vale con un procesador estándar.

El número de núcleos también es importante en este sentido. Se podría decir que dos personas bien coordinadas trabajan más y mejor que una sola persona. Los núcleos igual. Cuando el terminal exige algo más de potencia, tener más núcleos está bien, aunque no siempre. De nada sirve tener 12 núcleos si se mueven a baja velocidad. No te dejes llevar tanto por la cantidad, y mira más la velocidad.

Por otro lado, la memoria RAM es la que se encargar de ejecutar las tareas. Una mayor memoria RAM facilita la ejecución de tareas en segundo plano, pero tampoco te obsesiones con ese tema. Por lo general, 2-3 GB de memoria RAM son más que suficientes para usar cualquier aplicación de 2016. Lo importante es encontrar el equilibrio entre el procesador y la memoria RAM. Aquí tienes una orientación:

Uso Procesador Memoria RAM
Tareas básicas Dual core a 1 GHz 2 GB
Día a día Cuatro núcleos a 1,5 GHz 2-3 GB
Apps pesadas Cuatro núcleos a 2-2,5 GHz 3-4 GB

Cámara: más megapíxeles no significan mejores fotos

Las cámaras de fotos para smartphones no han superado todavía a las cámaras digitales, digan las empresas lo que digan. No puedes comparar el tamaño del sensor de un S7 edge al de una cámara DSLR. Si buscas un teléfono bueno para hacer fotos, mejor cómprate una cámara, porque el resultado que vas a obtener será bastante más bueno. Ahora, en el terreno de los smartphones, lo que no tenemos que hacer es dejarnos llevar por la cantidad de megapíxeles.

Los megapíxeles aumentan el tamaño de la imagen. A más megapíxeles, imágenes más grandes, que no mejores. La calidad de una fotografía no depende solo de los megapíxeles de la cámara. Va desde la fuente de luz que estemos usando, pasando por los materiales de construcción, el propio software de la cámara hasta el procesador JPEG de la imagen. Es más una cuestión de la tecnología de la cámara y de la aplicación que de cifras.

Una buena cámara no tiene porqué tener 21 megapíxeles. El Samsung Galaxy S7 edge, que tiene la mejor cámara en smartphones de 2016, tiene solo 12 megapíxeles. Y ya sabemos qué resultados da. Fijaos en el fabricante de la cámara, de la lente, en el software, pero que no os engañen con los megapíxeles, porque hay teléfonos chinos con 21 megapíxeles cuyas fotos habrían salido mejor si la hubiésemos hecho con una piedra.

Pantalla y resolución: ¿seguro que necesitas 2K?

El 2K está de moda. El auge de la realidad virtual ha hecho que los fabricantes empiecen a implementar las pantallas 2K en casi todos los teléfonos de gama alta, ¿pero tú lo necesitas? La pregunta que tienes que hacerte es “¿Voy a usar la realidad virtual?”. Si la respuesta es “No”, no te merece la pena comprar un terminal con pantalla 2K, puesto que no vas a sacarle provecho.

Una buena pantalla se mide por la cantidad de píxeles por pulgada. No hace falta que tengas 700 o 800; una pantalla con 500 o 450 es más que suficiente para que no seas capaz de distinguir los píxeles. La pantalla perfecta será aquella que mejor se ajuste a tu uso diario. No es lo mismo que vayas a estar jugando todo el día que usando el teléfono para mensajería y llamadas:

Uso Tamaño Resolución
Tareas básicas 4,5 pulgadas HD (720 x 1080)
Redes sociales y algún juego casual Entre 5 y 5,5 pulgadas FullHD (1080 x 1920)
Juegos y películas Entre 5,5 y 5,7 pulgadas FullHD (1080 x 1920)
Realidad virtual Entre 5,5 y 6 pulgadas 2K

Estas son algunas de las cosas a tener en cuenta a la hora de comprar un dispositivo nuevo. Hay otros factores, como los materiales de construcción, las actualizaciones del fabricante… pero eso es algo más personal. Hay gente a la que no le importa que el teléfono sea de plástico o de metal, al igual que gente a la que no le importa que el teléfono no se actualice siempre que funcione bien. Eso depende de nosotros.

 

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *